Campamentos de Verano

Este verano hemos apuntado a Carlos a un campamento de verano, solo es 1 semana en la que va a tener que ponerse las pilas en eso de ser «autónomo», el cuidar de sus cosas y hacerse las cosas por si mismo. Bueno, no es que tenga mucho que hacer normalmente, pero estar pendientes de tareas que habitualmente hacemos los padres.

Mi opinión al respecto es que los campamentos son muy buenos para los niños/as. El estar alejados de los padres una temporada les viene bien para:

  1. Aprender a cuidar de sí mismos y ser más responsables.
  2. Fomentar su capacidad de relacionarse siendo más comunicativos y extrovertidos.
  3. Administrar dinero (para agua, helados, etc.)
  4. Valorar la comida de casa: hay que comer de todo y cuando toque.
  5. Cumplir las normas:  los horarios, actividades, etc.  son parte muy importante del día a día.
  6. Generar conductas beneficiosas como la solidaridad, el compañerismo, etc.
  7. Vivir una experiencia de libertad y aprender a respetar a los demás.
  8. Hacerlos más independientes en todos los aspectos: colocar su ropa, hacer su cama, aseo, comidas, etc.

Es la primera noche que pasa solo, sin nadie que le sea familiar cerca, y estoy segura que está genial. Yo por el contrario he dormido fatal.  No se si ha sido por pensar en que no estaba en casa.

No quiero ni pensar cuando se vaya de fiesta 🙂

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *